Quantcast

Julio2021

Por @Alvy — 19 de Julio de 2021

ImgImgImg

Según parece un grupo de montañeros descubrió que si le pedías a Google Maps una ruta para llegar al aparcamiento de Upper Falls en el Ben Nevis (lóbulo trivial: la montaña más alta de Escocia y del Reino Unido) te enviaba por una ruta potencialmente mortífera atravesando la montaña por laderas impracticables por las que no van ni los montañistas más experimentados.

Otra ruta llamada An Teallach en las Highlands tenía el mismo problema: Google Maps guiaba a la gente literalmente a un precipicio.

Ahora ya lo han corregido, pero según parece el fallo hizo que unos cuantos coches se quedaran atascados y hubiera gente confundida con qué ruta seguir. Básicamente haciendo bueno el famoso dicho de sabiduría maternal de «Si Google Maps te dice que te tires por un barranco, vas tú y te tiras».

(Vía STV News.)

Por @Alvy — 18 de Julio de 2021

Este vídeo didáctico y survivalista sobre señales tácticas con las manos estaría suficientemente bien si te enseñara algunas de las señales típicas para no tener que ir gritando a los amigos por la calle, la muchachada de la familia cuando vas al parque de atracciones o incluso para algo más serio, tipo Apocalipsis zombie o Mad Max venidero.

Sin embargo, lo más sorprendente y divertido está en los primeros 20 segundos de narración, que es todo lo que vi en su momento antes de caer tronchado al suelo. Atención al narrador:

La mejor manera de grabar este vídeo sería claramente que una persona filmara mientras otra muestra cómo se hacen las las señales. Por desgracia no tengo a nadie cerca para asistirme en esto, porque no tengo amigos. Así que haré lo que pueda utilizando trozos de otros vídeos.

¡Ah, la soledad del survivalista, cuánto encanto y cuántas penurias a la vez!


Forever alone

Para que esto no quede en saco roto, aquí van un par de vídeos más adecuados:

Hay muchas que son demasiado específicas y además hay que saber que no es un idioma «internacional» y que varía de unos países y entidades a otros, incluso dentro de las mismas organizaciones, por eso hay que coordinarse un poquillo con los amigos y compañeros antes de usarlas.

Por @Alvy — 9 de Julio de 2021

Este gato hiperrealista tamaño Godzilla apareció en uno de los edificios de la estación de Shinjuku de Tokio. Es uno de esos gigantescos paneles que si se miran desde el ángulo y lugar adecuados, justo cruzando la calle, produce una mayor sensación de autenticidad. Si no fuera porque el gato mediría unos 10 metros de altura, claro… Es un trabajo de Cross Shinjuku Vision, que también tiene un canal en YouTube con más vídeos.

Por @Alvy — 3 de Julio de 2021

Y, aunque parezca increíble, la cuestión es que todo salió bien.

El asunto era que para celebrar el centenario del Partido Comunista Chino (1921-2021) los organizadores decidieron soltar 100.000 globos de colores de helio para que se elevaran al cielo en un espectáculo de luz y color. Y de paso soltar 100.000 palomas para que volaran libremente. Inevitable pensar… ¿Qué podría salir mal?

En el vídeo que ha hecho circular la televisión estatal se ve cuán detallados fueron los preparativos para evitar imprevistos. Los globos, por ejemplo, se medían para que tuvieran exactamente 25 cm de diámetro. Ese se había calculado como «el tamaño óptimo» según la experiencia de otra celebración de años anteriores: ni demasiado grande (porque podrían explotar al poco tiempo) ni demasiado pequeños (porque podrían no contener suficiente helio y no elevarse). Esto nos trae el recuerdo del desastre de Cleveland cuando soltaron 1,5 millones de globos y todo salió mal:

En aquella ocasión unas tormentas hicieron que los globos y sus kilos y kilos de plástico cayeran antes de tiempo sobre la ciudad, ensuciándolo todo, causando caos y conmoción y retrasando las labores de rescate en la zona (se dice que dos personas murieron debido a ello).

Volviendo a China. Lo de las palomas tiene más intríngulis: la cantidad de desastres que ha habido en al suelta de palomas en eventos multitudinarios (incluyendo funerales) es tan legendaria como hilarante: algunas caen desplomadas, otras se chocan y mueren espectacularmente, etcétera. Aquí utilizaron palomas especiales de esas que saben «volver a casa». Las dividieron en dos grupos: Este y Oeste según hacia dónde tendieran a dirigirse; en el espectáculo se situaron ambos grupos en extremos opuestos de la plaza para que al salir volando se cruzaran grácilmente en el aire. Aunque sonaba también muy arriesgado (lanzar a al aire 50.000 palomas en un sentido y 50.000 en el contrario… ¿qué podría salir mal?) no parece que hubiera colisiones.

El vídeo es breve y no queda claro qué paso con los globos de plástico una vez explotaron ni el daño medioambiental que probablemente han causado. Ni tampoco si todas las palomas volvieron a sus puntos de partida (o si hubo «bajas»), pero bueno, era un «gran día de celebración» que se suele decir. Así que ahí quedan las imágenes para la posteridad.