Por @Alvy — 9 de Julio de 2013

«Pero… ¿Por qué no se va a poder mezclar amoniaco y lejía?» y otros clásicos

«¡Mira, setas!»

Y con esto, niños, ya tenéis para la lección de inglés y de consejos cautelares de hoy

(Al final también se ofrece una segunda parte no menos hilarante)

Compartir en Facebook  Tuitear