Por @Alvy — 4 de Octubre de 2016

Según este vídeo de Crush es prácticamente imposible destruir una bola de golf aplastándola con una apisonadora. Incluso tras 5, 6 y 7 pasadas de varias toneladas por encima por encima:

Tal vez la razón sea el material de que están construidas, que es flexible hasta límites insospechados. Véase aquí cómo se deforma al golpear contra el acero en un impacto a 240 km/h:

La cuestión obvia, a continuación, es preguntarse: ¿se podría triturar una bola de golf en una licuadora? La respuesta la da el maestro Tom en su canal:

(Vía Sploid.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear