Por @Alvy — 28 de Octubre de 2015

Una forma bastante radical de borrar el contenido de un CD o DVD: hacerlos girar en el interior de arcos voltaicos de 240 000 voltios con potencias de 10, 20 y 60 mA. Un tratamiento tan extremo que incluso genera ozono, que es un gas que resulta bastante chungo para la salud, así que mejor hacerlo en un sitio bien ventilado. WARNING: ¡Niños! ¡Si odiáis a algún artista musical no borréis sus discos así, puede ser peligroso!

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear