Por Nacho Palou — 28 de Mayo de 2018

Alguien pensó que sería buena idea poner un motor de verdad (de combustión y 240 cc, procedente de una motocicleta) en un Ford Mustang rosa de Barbie. O tal vez es más bien poner la carrocería del coche de Barbie en un pequeño kart. Como sea, el resultado es altamente WTF.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear