Por @Alvy — 4 de Mayo de 2016

Los chavales de Slow Mo Guys siguen superándose con un «más difícil todavía» cada día. En esta ocasión uno de ellos consigue meterse ridículamente –y no sin dificultad– dentro de un globo inflable de unos dos metros de diámetro. Lo siguiente es pincharlo y ver qué pasa.

El proceso es complicado y bastante espectacular cuando se graba a cámara superlenta. Y como puede verse y a pesar de que podría temerse un doloroso EPIC FAIL también es totalmente indoloro.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear