Por @Alvy — 1 de Septiembre de 2017

Este trasto que están instalando en Londres es un tanto rústico pero a la vez tecnológicamente avanzado. Se llama Slide y es una mesa de madera que se mueve y está conectada a unas gafas de realidad virtual inmersiva.

El software principal (además de efectos de vértigo etc) hace que el usuario descienda a toda «velocidad» en su tabla de madera en una especie de macabra montaña rusa, sin piedad alguna. Los gritos como pueden verse son bastante bestiales. Hay un montón de vídeos en YouTube con gente berreando por el efecto.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear