Por Nacho Palou — 7 de Octubre de 2015

En CNN, 'Butt dials' straining 911 emergency systems,

Los operadores que atienden las llamadas de emergencia deben lidiar con situaciones urgentes, llamadas frenéticas y mensajes confusos. Y por si eso no fuera suficiente ahora se enfrentan con otro reto: llamadas realizadas por culos.

“Llamadas realizadas por culos” es exactamente eso: gente que se coloca en el móvil en el bolsillo trasero del pantalón y al moverse, al caminar o al sentarse acaban llamando involuntariamente al número de emergencias.

Según Google hasta el 30 por ciento de las llamadas que se realizan a emergencias son accidentales. Y si el operador no recibe respuesta al atender la llamada debe dedicar tiempo y recursos a devolver cada llamada accidental.

Por supuesto, el problema de las llamadas accidentales no sucede únicamente cuando se coloca el móvil en el bolsillo trasero, pero cualquier otro titular (y foto en la noticia original) habría resultado aburrido.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear