Por @Alvy — 11 de Agosto de 2016

Con un cepillo, un motor, un interruptor y una pila comprados en la tienda de la esquina puedes crear esta especie de «robot sacabrillo» (pues así lo llama jocosamente su creador: BristleBot) que básicamente rasca el suelo para pulirlo y darle esplendor – por decir algo.

No es muy inteligente (más bien: nada) ni poderoso (la presión debe ser nula, o casi) y además carece de sensores de cualquier tipo, así que está lejos de hacerle sombra a las Roombas y similares. Más bien podría llamarse el CepilloTontoelhabaBot.

Es un invento de la ingeniosa gente de NewKew, un canal de YouTube sobre inventos divertidos de muy, muy baja tecnología – aunque incluyen «electricidad» casi siempre.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear