Por @Alvy — 7 de Abril de 2019

La Anti-Drawing Machine de Soonho Kwon espera a que empieces a dibujar para detectar el movimiento del lápiz y ver lo que estás trazando para entonces ¡zas! empezar a mover la hoja de papel. El resultado suelen ser unos garabatos estupendos.

Es una «actitud mecánica rebelde» que puede fastidiar bastante a quien la use, si no se lo toma con unas risas, que es lo que hay que hacer.

Se trata de un invento artístico a modo de trabajo del curso de Robótica para Prácticas Creativas del Instituto de Robótica de la Universidad Carnegie Mellon.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear