Por @Alvy — 26 de Agosto de 2020

¿Crees que puedes llegar a la piscina si saltas desde tu acogedor apartamento? El Simulador de Balconing te ofrece esa enriquecedora experiencia sin prácticamente ningún riesgo para tu integridad. Incluye: pasos perfectos, decisiones estúpidas, bebidas nocturnas y la diversión del momento en formato cinematográfico.

Si hay dos actividades fuertemente vinculadas en este mundo son el balconing y los Premios Darwin. La primera consiste como es bien sabido en lanzarse desde los balcones de casas y hoteles al vaso de una piscina, generalmente en condiciones de ebriedad considerables. La segunda consiste en morir accidentalmente realizando alguna actividad estúpida –sin dejar descendencia, ojo– con lo cual el acervo genético de la población humana mejora en su conjunto.

Por eso no me ha sorprendido el humor negro que destila Balconing Simulator 2020, donde los jugadores deben guiar a los jóvenes protagonistas a través de pasillos y habitaciones para luego lanzarse precariamente desde el balcón intentando alcanzar –sin éxito, hemos de suponer– el agua de la piscina.

Lo mejor es que se puede participar en el reto el cachondeo e incluso el descontrol alcohólico sin tener que morir físicamente, algo que suelen olvidar los imbéciles que practican esta arriesgada y normalmente mortífera práctica.

Lo que no me ha quedado claro es por qué se puede elegir la nacionalidad, si la inmensa mayoría de los «participantes» en estos Premios Darwin del MundoReal™ son británicos de pura cepa.

Relacionado: