Por @Alvy — 26 de Octubre de 2011

Sucedió en Brooklyn (Nueva York), lugar natal de la crispación en cuestiones de tráfico rodado

(¡Gracias Javier!)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear